‘Tu auto en forma’ es el slogan de este innovador y -por qué no decirlo- fantástico emprendimiento de los hermanos Antonio y Juan Pablo Fuenzalida, quienes a mediados del 2016 comienzan con un negocio de desabolladura y pintura (DYP) a domicilio. Un servicio que, sin duda, podría cambiar la industria como dice Antonio, Gerente Comercial y socio de Autofitness.

“La idea surge desde la convicción del concepto «servicio», y de que Santiago como muchas capitales del mundo son ciudades ansiosas de servicio con capacidad de respuesta, calidad y eficiencia. Por otro lado, veíamos que las compañías de seguros y talleres de desabolladura y pintura estaban colapsados con las fechas de entrega. Desde ahí nace el concepto de Autofitness, te arreglamos tu auto en el día agendado y en tu casa”, comenta Antonio Fuenzalida.

Autofitness trabaja en todo Santiago, con énfasis en los sectores de Chicureo; Las Condes; Vitacura y Lo Barnechea, y forma parte del segmento de choques leve – mediano, prácticamente el 90% de los choques del país. “Nos enfocamos principalmente en estas zonas, donde el servicio/tiempo es muy valorado, especialmente en Chicureo que es una zona satélite familiar muy dependiente del automóvil”, señala el Gerente Comercial de Autofitness.

Como todo emprendimiento éste no está ajeno a dificultades, sobre todo cuando hablamos de uno complejo, muy técnico y en el cual el cliente espera perfección. Por esto, Autofitness trabaja con un equipo comprometido y de alta calidad, donde la palabra servicio va más allá de arreglar el auto. Y también como todo negocio nuevo, “la clave fundamental por sobre cualquier otra es la perseverancia. Quienes hayan visto la película Hambre de Poder (la historia de Mc Donald’s) entenderán por qué. Hay que perseverar en la idea, perseverar en formar el equipo perfecto, perseverar en los protocolos, perseverar en la calidad, perseverar en el servicio, y entender que la palabra servicio no puede ser solo una palabra bonita, sino que tiene que ser la roca angular de tu empresa”, destaca Fuenzalida.

 

 

 

 

Share This